viernes, 23 de febrero de 2007

Fueron ellas...



Este hecho demuestra un nivel intelectual calificado habitualmente como propio de los primeros humanos.

Lo tremendo, si la comparación entre el comportamiento de los chimpancés y de nuestros ancestros es válida, es que mientras que los machos confían en su fuerza física para cazar micromamíferos o saquear nidos, son las hembras las que se ven en la necesidad de hacer un esfuerzo extra intelectual, e inventar las armas, para compensar su menor potencia muscular.

Fueron ellas.

2 comentarios:

Scout Finch dijo...

¿Cómo es el dicho? "La necesidad hace maestros" y "más vale maña que fuerza". Siempre he creído que la menor fuerza física de las mujeres nos ha llevado a buscar alternativas inteligentes para suplir esa falta. Tal vez fue esa necesidad de inventar el motor de la evolución de la mente humana.

Los pasos que no doy dijo...

Se hace de la necesidad virtud, eso es así, y es una ley de la madre naturaleza.

Lo que está claro es que no se intenta anular lo que no se teme y el poder femenino (no sólo el sexual, -excusa simplista-) provoca espanto en las sociedades patriarcales basadas en la supremacía de lo masculino.

Saludos feministas,

(Has leído sobre bonobos? esos monos sí que son increíbles¡)

Pero no acompañó a Eduardo

Pero no acompañó a Eduardo