viernes, 19 de diciembre de 2008

Nota de prensa

Leído en un breve del periódico "Público":


Bagdad:
Un grupo de hombres armados tiroteó y decapitó ayer a Nahla Hussein, líder de la liga femenina del Partido Comunista Kurdo, tras irrumpir en su casa en Kirkuk, al norte de Irak, informó la cadena de televisión CCN citando fuentes policiales iraquíes. En el momento de la agresión, Hussein, de 37 años, casada y madre de dos hijos, se encontraba sola en casa. El portavoz de su partido, Azad Gahareeb, atribuyó el asesinato al compromiso de la víctima en la lucha por los derechos de la mujer. La violencia contra las mujeres es un fenómeno creciente en Irak.


Pues eso es todo lo que quería decir hoy.




10 comentarios:

Blanca dijo...

Siempre es lo mismo, desde el principio de los tiempos, hasta la consumación de los siglos. Qué ingrato resulta tantas veces ser mujer...

Pero que haya hombres como tu que se sienten concernidos nos ayuda mucho a no sentirnos tan solas, gracchus.

Freia dijo...

Yo habría dado algo por no tener que leerlo.
Un abrazo

jozko dijo...

No sé que es más fuerte, si la tristeza o la rabia ...

Belén dijo...

Qué horror. Otra víctima del imperialismo asesino.

Julián dijo...

Me imagino el coraje que hace falta para desarrollar una militancia como la de esta mujer y tantas otras.

Aprendiz de Mucho dijo...

No os imaginais lo que hubiera dado por estar alli en esos momentos armado hasta los dientes y esperandolos escondido en un rincon... Dios...y que conste que me considero pacifista, pero hay momentos...

Fet dijo...

No tengo nada que añadir.

UN LUGAR DONDE RESISTIR dijo...

Siento la muerte de esa mujer como la de una compañera más y me pregunto si habrá alguna otra dispuesta a ocupar el lugar que ella ha dejado.
No sólo pretendían matarla a ella, sino terminar con el movimiento feminista en ese país, esperemos que no sea así.

fritus dijo...

Se le queda a uno el cuerpo muy mal después de leer esto, da tristeza, da rabia, ...un abrazo Don Graco

J. G Centeno dijo...

Y no es poco. ¡Felices Fiestas

Pero no acompañó a Eduardo

Pero no acompañó a Eduardo